domingo, 25 de noviembre de 2012

SENDERO LAS FUENTES DE MEDINA

DISTANCIA: 15,6 Km. Circular                       Tiempo: 5 horas y media
DISTANCIA REAL: 19,9 Km.
La comarca de la actual ciudad de Medina Sidonia constituye, por razones variadas, parte de una zona histórica de gran importancia, tanto en la Prehistoria como en la Historia de la provincia de Cádiz y de toda Andalucía. Son el Cerro del Castillo y el Cerro de las Madres, los lugares en relación a los cuales se organizaron el núcleo urbano principal de la localidad.

Hoy nos hemos trasladado a la localidad de Medina Sidonia, donde nuestra amiga Francisca González, nos ha preparado esta exigente ruta, no exenta de bellísimos paisajes, bellas calles y plazas, patios y escalinatas, monumentos y fuentes, como dice el amigo Pepe Reyes, Medina la gran desconocida.

Somos cuarenta senderistas los integrantes del grupo los que llegamos a Medina por la Avda. La Janda, donde aparcamos en una zona habilitada, para inmediatamente después de los correspondientes saludos encaminarnos por un carril hormigonado hacia la primera fuente que vamos a visitar, Fuente Dulce, llena de historias y curiosas anécdotas que nos relatan nuestros amigos, realizadas las fotos de rigor, seguimos nuestra ruta.



Continuamos por el mismo carril hasta llegar a la  carretera A-2235, giramos a la derecha por una pista para llegar a la Ermita de los Santos Mártires, de época visigoda, es la más antigua de Andalucía, fechada en el año 403, así comienza su relato el encargado de velar por esta edificación, que durante casi una hora nos ilustra de toda la historia de la Ermita, le quedamos muy agradecidos.

Bueno rodeado el recinto, viene ahora quizás la rampa más dura de todo el día con unas pendientes increíbles, no nos permite casi ni pararnos, casi ni mirar atrás, casi no poder sacar la cámara para hacer alguna fotografía, dando ánimos unos a otros llegamos al final donde se haya la entrada del Cementerio.
Circulamos por diversas calles contemplando sus bellas edificaciones y monumentos, este tramo urbano nos lleva hasta la Iglesia de Santiago Apóstol, donde nos hacemos foto del grupo.
Transitando por la calle del Espíritu Santo, llegamos a la plaza de la Pastora donde se encuentra la Fuente Salada, es la única fuente dentro del casco urbano y sus aguas discurren por un largo túnel, esta fuente abastecía a los primeros pobladores de la ciudad. Un bello arco lateral cierra el recinto amurallado.
Después de un entretenido caminar, llegamos a la Fuente del Azocarren, con un lavadero y permanente caño de agua, abastecía a ganado y feriantes, vemos unos abrevaderos habilitados junto a la carretera.

Continuamos por la calle de la Antártida paralela al polígono industrial, llegamos a un carril, giramos hacia nuestra derecha, por una pista en buen estado caminamos contemplado las sierras alomadas de esta parte de la población dedicada a la agricultura y nuevamente giramos a la derecha, con una empinada rampa llegamos al Cerro de las Madres.

En este emplazamiento se encuentran una casi a continuación de otra la Fuente del Comendador o Fuente Chica que se abastece del Cerro donde se encuentra y a unos metros la Fuente Grande en esta son numerosas personas las que se provisionan de esta exquisita agua, con seis caños sirvió en la sequia de los años noventa para abastecer a poblaciones cercanas, es el lugar escogido para desayunar y descansar.
En unos minutos de nuevo en marcha pudiendo contemplar bellos paisajes de cortijos y haciendas, a lo lejos la Sierra de las Cabras, El Picacho, la Sierra del Aljibe, el Castillo de Torre Estrella, la población de Alcalá, y Paterna.



Caminando junto a la carretera CA-2032, pasamos por la Ermita de Santa Ana y giramos a la izquierda por el camino de la Flora, buscando un pequeño carril a nuestra izquierda que nos lleva hasta la Fuente de los Naranjos, se encuentra en un rincón encantador también con unos escalones de bajada, junto a una finca privada.


Discurrimos nuevamente entre senderos para llegar a la carretera y por una insinuosa vereda iremos ascendiendo hasta obtener mágicas estampas de toda la comarca, no dejando de sobrevolarnos la bella imagen de los buitres, continuamos después de pasar unas excavaciones en la roca para llegar al Conjunto Arqueológico Cerro del Castillo, tres fortificaciones superpuestas que datan desde la Edad del bronce, pasando por romanos, Catellum Militar, árabes Alcázar y visigodos con Castillo Medieval.



Es el momento de dar por finalizada esta actividad prevista para hoy donde la combinación de ruta urbana y rural han hecho las delicias de todo el grupo, de nuevo agradecer a Francisca González y Pepe Reyes la preparación de esta ruta.



CARLOS Y PETRA MIEMBROS DE AL-SENDERO

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada